domingo, 26 de junio de 2011

84, Charing Cross Road

 
Anna Ancher
Muchacha con flores
... y ésta, es otra de las cosas buenas que tiene el verano.
Estoy sentada en mi sillón favorito, recién estrenada la noche, y mientras escribo estas palabras, entra una brisa fresca desde la terraza. A lo lejos, se escucha una familia de grillos con su canto, cri-cri-cri (es un sonido que me encanta, me relaja y aunque lo escuche en otro contexto, me transporta a esta época del año).
En verano, algunas cosas cambian respecto al resto del año, por ejemplo, antes, leía acurrucada en la cama o bajo la luz del flexo en mi sillón, ahora, huyo de él y busco la luz natural del día. Leo en la terraza, cuando es bien temprano y corre fresquito, o mientras Julia, se da un chapuzón en la pequeña piscina que le he improvisado en el patio. También prefiero el perfume fresco, de té verde y flor de limón, al suave, talco y dulce del invierno.
Peter Severin Kroyer
Jardín de Rosas
Y así, al cobijo de una buena sombra, con brisa fresca, disfruto de un pequeño y adorable libro, que me mantiene ocupada.
Se trata de 84, Charing Cross Road (de Helene Hanff), es una de las tres joyitas que encontré paseando por la feria del libro que tuvo lugar en Málaga hará unas dos semanas.
Las otras dos joyitas son Alicia en el país de las maravillas (de Lewis Carroll) y Los Chestertons (de Cecil Chesterton). La verdad, es que una se hubiera llevado muchiiissiimmoooss libros más, entre ellos algunos "facsimiles" de cocina que me encantaron, pero otra vez será.
De entre estos tres, elegí 84, Charing Cross Road, para empezar y he de confesar, que me ha encantado, este pequeño libro que apenas cabe en el bolsillo de una chaqueta, ha resultado ser para mí todo un descubrimiento. 
Se trata de una recopilación de cartas, (reales) que la protagonista, Helen, desde Nueva York, empieza a enviar a una librería de Londres, con la finalidad de adquirir algunos ejemplares de segundamano. 
El carácter descocado de Helen, me ha hecho reir, en más de una ocasión, cada vez que trataba de provocar la rectitud londinense, de estos libreros.

Me ha traido muchos recuerdos de otra época, en la que yo también hacía uso del correo postal con asiduidad, y me acordaba de la ilusión que hace abrir el buzón, y encontrar un montón de cartas, entre ellas, casi siempre alguna para tí, y lo bonito que era coger papel y boligrafo, y dejar volar la imaginación, y empezar a escribir y escribir..., doblar la carta, meter en un sobre y pegar un sello, por cierto ¿Qué imagen traerá hoy?, andar hasta el buzón más cercano y... buen viaje.

Cuando empecé a leerlo, me resultó tan ameno que cuando acordé iba por la mitad, entonces, decidí espaciar mis lecturas (haciendo un esfuerzo para ello), pues es realmente encantador y quería saborearlo lentamente.


De momento, lo estoy volviendo a leer, esta vez con lápiz en mano, subrayando lo que me llama especialmente la atención, pues al igual que a la autora me gusta hacer uso de los libros, leerlos, releerlos, subrayar y hacer anotaciones en los márgenes...

Una cosa que me ha gustado mucho del libro, es, como poco a poco Helen va conociendo a los dependientes de la librería, y van forjando una buena amistad a lo largo de los años; y como, viendo el problema de racionamiento de la postguerra, (que en esa época viven en Londres) ella les envía algunos víveres que hacen realmente felices a estas personas. (Me recuerda años vividos en mi infancia, años de austeridad, y puedo imaginar la gran ilusión que debían sentir al recibir esos paquetes desde América).

Un pequeño libro, con un gran corazón...

14 comentarios:

  1. Qué sugerente tu descripción del verano, lastima que, a veces, el exceso de calor no me permita disfrutar de esta estación llena de luz.

    Ese libro creo que me va a gustar, lo anoto.

    Un abrazo y buen verano!!

    ResponderEliminar
  2. Hola Laura, aquí el verano también es duro, pero hay momentos...que no puedo dejar de agradecer, así que prefiero quedarme con ellos.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Gracias por tus recomendaciones, no solo culinarias si no también literarias. Se agradecen. Tomo nota!

    ResponderEliminar
  4. tomo nota de los libros que nos recomiendas, me viene muy bien porque estoy en una época en la que no sé bien qué me apetece leer! gracias!

    ResponderEliminar
  5. Virginia, como dice esta expresión: "no solo de pan vive el hombre", y éste es el alimento de la mente. Un abrazo.

    Antonia, me alegra que este pequeño consejo literario, te sirva para ampliar tu abanico de posibilidades. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Me gustó muchísimo cuando lo leí. ¿Sabías que existe una película? Yo aún no la he visto ...

    bsos!

    ResponderEliminar
  7. Rosa...es un libro precioso...también hablé sobre él hace tiempo. Lo descubrí gracias a una película protagonizada por Anne Bancroft y Anthony Hoopkins. Fue un regalo que le hizo su marido, Mel Brooks, a Anne Bancroft en su aniversario. Después descubrí el libro y...le tengo en tres ediciones diferentes. También hubo una obra de teatro, dirigida por Isabel Coixet, que fue una maravilla. Si lees en inglés, hay un libro que acompaña a este llamado: "The Duches of Bloomsbury Street". Creo que te gustará mucho. Habla de la primera vez que fue a Londres.
    Un abrazo muy grande!!
    Entiendo muy bien lo que dices,...no apetece terminarlo, quieres que continúe.
    Espero que sigas disfrutando mucho de esas maravillosas vacaciones, con esas lecturas en la terraza.
    Un abrazo grande!!

    ResponderEliminar
  8. Rosalía,
    Encantada de recibir tu visita por la flor de limón, estoy de acuerdo contigo, es un libro encantador. Me enteré que hicieron una película al final del libro donde explica también lo de la obra de teatro, la verdad es que no tenía ni idea, gracias.
    Un saludo y hasta pronto, pasa por aquí cuando gustes.

    María,
    Como digo, no tenía ni idea de la película, descubrí este libro en un pequeño mostrador, me llamó la atención su título y cuando leí el resumen, no lo dudé un momento, se vino conmigo.
    El libro del que hablas,"The Duches of Bloomsbury Street", debe ser genial, me encantaría leerlo, aunque mucho me temo que mi inglés no es muy bueno, si lo encontrara en español, no lo dudaría.
    Un gran abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Descubro que no solo tenemos el mismo gusto por la cocina, por el canto de los grillos en las noches malagueñas acompañadas por el olor de los jazmines y la dama de noche, el frescor de la mañana....sino tambien por la lectura.
    Me suelo perder en las librerias, asidua de Fnac...y siempre, siempre con un libro en mis ratos libres del dia, aunque pocos siempre encuentro.....
    Ahora me encuentro sumergida en la saga Los hijos de la Tierra de Jean M Auel, ambientada en la prehistoria y que visitó nuestras cuevas, concretamente Ardales, donde un familiar mio es el Director y arqueólogo a fin de obtener más información.....voy por el tercero en menos de tres semanas......
    Intentaré leer el que aconsejas.
    Un beso

    ResponderEliminar
  10. Carmen Rosa,
    Sí que me encanta el olor del jazmín y la dama de noche también, es una maravilla, justo esta noche después de cenar hemos salido a dar un paseo y me he encontrado con el sonido el grillo, y el olor de dama de noche.
    El libro del que hablas, parece interesante ya me contarás más.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. ¡Bienvenida al club de fans de este libro! Lo leí hace años y lo releo de tanto en tanto, incluso he leído The Duchess of Bloomsbury Street, que empieza donde acaba éste y también es delicioso. La lástima es que no está traducido aquí.

    ¿Recuerdas que me preguntaste por la librería? Lamentablemente, ya no existe. Ahora en su lugar hay un restaurante pero en su recuerdo existe una pequeña placa marrón donde se explica la relación de Helene Hanff con la librería. Cada vez que voy a Londres es obligado pasar por allí.

    Muchos besos

    ResponderEliminar
  12. Gracias por la recomendación es una buena época para dejarse aconsejar y abandonarse a la lectura:)

    Besicos sorianos
    Raquel de TratadeCocinaR

    ResponderEliminar
  13. Lo que más me fascina de este mundo virtual es como me encuentro de pronto con alguien a quién hasta ahora desconocía y me doy cuenta de que comparto tantos intereses...
    ¡Yo también voy a leer Alicia este verano!ya lo tengo preparado pero en inglés ,tengo que practicar porque para el próximo curso el colegio en el que trabajo será bilingüe y tendré que sacar el título de la Escuela Oficial de Idiomas por lo que pasaré el verano poniendome un poco al día
    Subrayar los libros que leo es algo que siempre he hecho señalando los fragmentos que más me han gustado
    ...y escribir cartas,a veces echo de menos ese olor a papel,esperar al cartero o ir a comprar un sello de correos
    Me ha encantado visitarte de nuevo,estoy ya de vacaciones y tendré mucho más tiempo para mi blog
    Un Beso

    ResponderEliminar
  14. Little Emily,
    una pena que ya no esté esta librería en Londres, por lo menos han dejado un pequeño recuerdo.

    Raquel,
    a aprovechar el verano se ha dicho, y leer lo que se pueda, saludos pa esta sorianica.

    Princesanadie,
    qué bueno encontrar los mismos gustos, es algo que también me fascina con esto de internet.
    Bueno yo ya he empezado Alicia, la introducción donde explica cómo lewis Carrol, creó el cuento.
    Bueno un saludo, feliz verano y a disfrutar de tus merecidas vacaciones.

    ResponderEliminar

Deja aquí tu comentario

Quizas te interese...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...